SI LA PUERTA AUN NO SE ABRE, ¿PUEDE SER QUE LA LLAVE ESTE BAJO EL FELPUDO?

 La Red Global de Católicos Arcoíris responde a la Exhortación Apostólica del Papa Francisco , Amo ris Laetitia – La Alegría del Amor

GNRC logo

La respuesta del Papa Francisco al Sínodo Extraordinario de Obispos de 2014 y 2015 sobre Matrimonio y Familia, la Exhortación Apostólica La Alegría del Amor , levanta más preguntas de las que responde para los católicos LGBTQI, sus padres y familias, a nivel global. Decepcionados por la liviana mención dada a los asuntos de unión de personas del mismo sexo e identidad de género en el Documento Papal, publicado el 8 de abril de 2016, la Red Global de Católicos Arcoíris recibe gratamente, no obstante, el hecho de que las puertas de bienvenida en este año del Jubileo de la Misericordia no hayan sido definitivamente cerradas de un portazo. Sin embargo, la GNRC agradecería que el Papa Francisco ofrezca algunas pistas sobre dónde encontrar la llave, incluso aunque parecieran estar más bien debajo del felpudo.

key under the mat

El Papa Francisco ha abierto nuevos caminos en la Iglesia para comprometerse pastoralmente con la realidad de vida de sus miembros, incluyendo a toda la gente de Dios LGBTQI. La GNRC recibe positivamente el giro desde una anticuada comprensión teológica, y el énfasis en leyes y regulaciones, hacia estrategias que empoderen a todos aquellos que conducen, a estar al lado de aquellos a quienes se les ha considerado como “irregulares” o inclusive “desordenados” y aprender de ellos. Una pregunta clave ahora es cómo los principios de La Alegría del Amor pueden ser aplicados en los contextos LGBTIQ, tanto los principios referidos al discernimiento personal y eclesial, la primacía de conciencia, el cuidado pastoral respetuoso y basado en la justicia, como aquellos métodos novedosos de hacer teología moral.
La Exhortación refuerza la prioridad en el respeto a la dignidad humana de cada persona, no solo en su rechazo a la discriminación homofóbica y transfóbica, sino también en cualquier forma de agresión o violencia hacia las personas LGBTQI. Estas declaraciones necesitan guiar al Vaticano a un apoyo activo y público para una descriminalización global, como también a la condena de la tortura y pena de muerte en el campo de la orientación sexual e identidad de género, que afecta en algunos países a la comunidad LGBTQI. El Vaticano tiene que ser más firme en su apoyo a los derechos humanos de las personas LGBTQI; y, frente a este accionar público, la GNRC lamenta el argumento sin fundamento, mantenido en la retórica vaticana, respecto a que la ayuda a países pobres continúe siendo condicionada a la implementación del matrimonio igualitario.
Aunque el énfasis en las prioridades del cuidado pastoral es cálidamente recibido, la GNRC no puede ignorar el continuo daño al bienestar espiritual y personal, causado por el uso incierto e inadecuado de lenguaje teológico como el contenido en las expresiones “intrínsecamente maligno” y “objetivamente desordenado”. La GNRC también agradece la ausencia de dicho vocabulario en La Ale gría del Amor pues aquellas categorizaciones contienen posturas prejuiciosas hacía las personas y comunidad LGBTQI, sin olvidar que refuerzan altos niveles de bullying, autoagresión, y suicidio entre jóvenes LGBTQI.
Los católicos LGBTQI, sus padres y familias no pueden continuar siendo tratados como “problemas” que desafían a la Iglesia ampliada, pues deben ser vistos como participes activos en el diálogo al cual el Papa Francisco nos llama a todos, con sus virtudes, para contribuir al bien común. Nosotros, por lo tanto, renovamos nuestro llamado para un estructurado, “proceso de escucha” internacional, en el que la jerarquía de la Iglesia y los teólogos puedan compartir con Católicos LGBTQI, sus padres, y gente joven, incluyendo los hijos de familias del mismo sexo, junto con un diverso grupo de expertos en las ciencias humanas. Dicho proceso permitirá desarrollar, a todo el pueblo de Dios, su propia visión, lenguaje y enseñanza de la sexualidad humana e identidad de género.
Una respuesta más detallada a La Alegría del Amor puede ser encontrada en el sitio Web de la GNRC
NOTA La Red Global de Católicos Arcoíris (GNRC) se conforma de organizaciones e individuos que trabajan por el cuidado pastoral y justicia para personas lesbianas, gays, bisexuales, transexuales, queer, e interesexules (LGBTQI) y sus familias. La red trabaja por la inclusión, dignidad e igualdad de esta comunidad en la Iglesia Católica Romana y la sociedad en general. La GNRC fue fundada en octubre del 2015 en la conferencia de Roma, “Los Caminos del Amor”, con 80 participantes de 30 países. A la fecha la GNRC representa a 25 grupos de católicos LGTBQI, sus familias y amigos de todos los continentes.

This entry was posted in Press release and tagged , , , . Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *